El grupo provincial de la agrupación municipalista en la Diputación de Salamanca solicitará acceso a la documentación de la Escuela de Tauromaquia de la Diputación, así como la comparecencia del director de la misma, José Ignacio Sánchez, después de que el diputado responsable del PP, Jesús María Ortiz (también alcalde de Barruecopardo), diera cuenta a los grupos provinciales del listado de actividades de la Escuela para el mes de agosto, que incluye numerosas novilladas en los municipios y clases prácticas, entre otras.

“La primera de las irregularidades advertidas sería la situación laboral del director de la Escuela, quien estaría compatibilizando este puesto con la representación de una ganadería de lidia” reconoce el diputado de Ganemos Gabriel de la Mora, sin embargo al parecer serían muchas las incógnitas que han surgido en los últimos tiempos.

Clases prácticas: contrataciones irregulares

En las clases prácticas, ‘contratadas’ por los ayuntamientos, la selección de personal se realizaría por el propio director de la Escuela, como reconoció el propio diputado Ortiz. Además, las mismas suponen ua mayor precarización laboral de los profesionales del sector, al no requerir cotizar a la Seguridad Social en el caso de las clases prácticas, pero sobre todo un evidente ejercicio de “amiguismo” por parte del Director, al no establecer ningún sistema que asegure un trato equitativo en las contrataciones entre los profesionales del sector, “proponiendo la contratación de amigos y afines, lo que podría considerarse incluso un delito de tráfico de influencias”, explica el diputado de Ganemos, Gabriel de la Mora.

Amiguismo, irregularidades y precarización laboral son algunas de las denuncias por las que tendrá que comparecer y rendir cuentas

Estas mismas consideraciones podrían realizarse respecto la compra de animales, puesto que la Escuela de Tauromaquia carece, presuntamente, de un sistema que asegure un trato equitativo entre las ganaderías (hasta fechas recientes se le cedían los animales de forma gratuita). “En todo caso, no sería de recibo, al menos desde la ética pública, que la Escuela de Tauromaquia comprara animales a la ganadería en la que el propio director es representante”, asevera De la Mora.

Por estas razones, el diputado provincial de Ganemos, advierte de que “el actual director de la Escuela podría estar obviando las reglas más elementales de la buena gestión pública, convirtiendo en la Escuela en su cortijo privado, algo que es del todo intolerable”.

La agrupación de electores solicita crear una bolsa de contratación y empleo para todas las actividades taurinas de la Escuela de Tauromaquia de la Diputación

Por ello, además de solicitar la documentación y posterior comparecencia del responsable, Ganemos propondrá la creación de una bolsa de empleo destinada a la contratación de profesionales del sector, para que la Diputación y los municipios puedan utilizarla en los festejos organizados o promovidos por la Escuela de Tauromaquia, en los que participa el alumnado, “tanto para contratar personal, como para adquirir animales”.

Incumplimiento de las edades para torear y clases para aficionados

La polémica respecto la gestión del director y el posible incumplimiento de la normativa no es nueva, tras rebasarse los límites de edad de las y los alumnos que pueden participar en la Escuela, o incluso la edad mínima para torear, que se ha pretendido rebajar a los 8 años.

Así, para Ganemos, la finalidad pública de la Escuela podría quedar en entredicho por esta “mala gestión”, en especial respecto las clases para las personas aficionadas, cuyo “entretenimiento” se subvenciona de forma “injustificada”, al tiempo que no se mantiene el suficiente plantel docente que requiere el reglamento de Escuelas.

Excesivo coste y nulo interés por la cultura taurina popular

Ganemos Salamanca ya denunció en 2016 el excesivo coste para las arcas públicas de la Diputación, más de 300.000€ y pidió, al tratarse de actividades de interés privado, que la Escuela no fuera financiada con dinero público y su titularidad, en todo caso, pasara a manos privadas.

“Ya entonces Ganemos propuso que se redujera el presupuesto para destinarlo a cuestiones más prioritarias y, en todo caso, que los recursos se destinaran a la promoción de la cultura, las tradiciones y festejos taurinos populares, pues en la actualidad se le daría excesivo peso a las corridas o ‘toreo a la navarra’, con maltrato y muerte del animal, frente a la existencia de otras actividades taurinas de mayor interés popular y cultural”, recuerda el diputado De la Mora.

No obstante, el diputado de Ganemos Salamanca recuerda que “mientras la Escuela de Tauromaquia de la Diputación siga en manos de instituciones públicas, deberá gestionarse de acuerdo con la ley y una buena administración”.