La nueva modificación del PGOU para legalizar la situación del Hotel Corona es una muestra más del trato de favor hacia ciertas empresas de la ciudad. Ganemos Salamanca estableceremos mecanismos de control donde no quepan más acciones de clientelismo y amiguismo.
La última modificación del PGOU para legalizar el Hotel Corona, como ya pasó recientemente en relación al caso del Corte Inglés, es un nuevo insulto a la ciudadanía.

11277472_x

El dueño del hotel ha recibido claramente un trato de favor por parte de este consistorio local, al haber podido construir sin cumplir con la legalidad vigente, como ya han sentenciado los tribunales, queriendo ahora el Ayuntamiento arreglarlo vía modificación normativa.
No es la primera vez, pues los vecinos del barrio pudieron contemplar estupefactos cómo se le retiró por el Ayuntamiento la denuncia interpuesta por la policía local al titular del establecimiento, cuando intentó alojar a clientes sin la correspondiente licencia de apertura. No casualmente, el mismo dueño del Hotel Alameda Palace, donde el Partido Popular suele realizar sus eventos particulares.
Estos empresarios han sido denunciados numerosas veces por competencia desleal, sin que las autoridades hayan intervenido, al reducir los precios del alcohol a precios debajo de coste, lo que ha producido el cierre de pequeños negocios, sin haberse explicitado hasta la fecha lo que es una realidad, las estrechas relaciones que mantienen con ciertos dirigentes del PP salmantino, en especial con el alcalde, Fernández Mañueco. Negocios que quiebran y son adquiridos por estos amigos del alcalde, que una vez más demuestran su buena relación con la corporación cuando, tras hacerse con éstos, las normativas municipales amplían la ocupación de las terrazas en todo el casco histórico, colonizando más si cabe con estas actividades mercantiles nuestras calles y plazas, en detrimento de actividades culturales, lúdicas o reivindicativas; no toleradas e incluso sancionadas por la misma corporación que dirige Fernández Mañueco, salvo si acaso favorecen los intereses de sus amigos, como la Nochevieja Universitaria.

Ganemos Salamanca somos ciudadanía y compartimos el cansancio por tantas desfachateces, pero no nos resignamos, las leyes serán iguales para todas y todos. Es nuestro compromiso y lo vamos a cumplir.