Fin de Año Universitario cultural, libre de agresiones sexuales y sin coste para el Ayuntamiento, el modelo de Ganemos

La celebración del Fin de Año Universitario (nueva denominación de la antes llamada Nochevieja Universitaria) es una iniciativa privada y, como tal, un evento que el Ayuntamiento de Salamanca no tiene por qué sufragar. Esta es, un año más, la posición de Ganemos Salamanca frente a este acontecimiento. No es que el grupo esté en contra del festejo, sino que “lo que queremos es que el papel del Ayuntamiento no esté vinculado con el gasto económico”. Es decir, el grupo considera que es “la iniciativa privada” que lo promueve la que debe asumir los gastos que se generen, puesto es quien ontendrá los “beneficios legítimos” que se generen. Así lo han explicado esta mañana la portavoz de la agrupación de electores, Virginia Carrera, y la concejala Pilar Moreno.

La fórmula para llevar a cabo la celebración sin inversión municipal sigue siendo para Ganemos la que ya propuso el año pasado, es decir, que la organización deposite una fianza económica para garantizar que, una vez finalizada la actividad, sea posible recuperar los gastos ocasionados al Ayuntamiento.

El Fin de Año Universitario tendrá lugar el próximo jueves (13 de diciembre) y, a día de hoy, Ganemos denuncia no haber recibido información, desde el equipo de Gobierno del PP, sobre el operativo de seguridad previsto, la cantidad que pagará al Consistorio la empresa organizadora o las actuaciones preventivas en materia de consumo responsable de alcohol durante un evento que espera la una participación superior a las 40.000 personas.

Para Ganemos, la actividad ya está afianzada en la ciudad, pero el grupo insiste en la necesidad de dotar a la celebración de “un mayor calado cultural” para ofrecer “otras formas de ocio, no solo las vinculadas al alcohol”, un papel que debería corresponder al Ayuntamiento, según el modelo que defiende la formación granate.

En cuanto a la edición del año pasado, Ganemos recuerda que la empresa patrocinadora en 2017 fue una marca de bebida alcohólica que, durante toda la celebración, se publicitó sobre el escenario mediante una botella hinchable gigante. El grupo ya denunció los hechos públicamente por incumplir la normativa de Castilla y León sobre prevención de drogodependencias. Por ello, la agrupación de electores ha pedido hoy al equipo de Gobierno “que cumpla y que haga cumplir la legislación” al respecto y que ponga en marcha “actuaciones para prevenir el consumo abusivo de alcohol”, tanto en los medios de comunicación como en las facultades universitarias, para evitar que la celebración “se convierta en un macrobotellón”.

La posibilidad de que se produzcan agresiones sexuales en el Fin de Año Universitario es otra de las preocupaciones de Ganemos, que ya ha puesto el tema sobre la mesa en el Consejo Sectorial de Mujer contra la Violencia de Género y que volverá a hacerlo este jueves para reivindicar una labor de “prevención y compromiso” para hacer frente a este tipo de situaciones, sobre a las que el Gobierno municipal no ha anunciado medidas por el momento.

Asimismo, Ganemos cree necesario incrementar la vigilancia en cuanto a la calidad de las bebidas que se pondrán a la venta esa noche, y también sobre la situación laboral de las personas que trabajen en los establecimientos hosteleros durante el acontecimiento, mediante inspecciones sanitarias y laborales, respectivamente.

La agrupación de electores recuerda que cada año se desembolsa más dinero desde el Consistorio para este evento, al tiempo que reivindica medidas preventivas contra el consumo abusivo de alcohol

En lo referido a las cifras del evento, y según confirmó en los medios de comunicación la Asociación de Hosteleros, el Fin de Año Universitario es capaz de generar 500.000 euros en una sola jornada en la que, como explica Ganemos, únicamente se ven beneficiados los bares de copas. En cuanto a los gastos, asumidos por el Ayuntamiento, estos van en aumento, a pesar de que la organización cede una parte de su beneficio a las arcas municipales.

Contabilizando las horas extraordinarias de la Policía Local y los servicios de limpieza, y teniendo ya en cuenta la aportación de la Asociación de Hosteleros, el Consistorio desembolsó 9.000 euros en 2015 y, en 2016, 17.200. En 2017 el gasto fue mayor, pues se añadieron otras medidas de seguridad, como vallas o protección contra incendios, lo que elevó la suma a más de 27.700 euros, dato sobre el que se desconoce la aportación realizada por la organización. A este respecto, Ganemos Salamanca considera necesario establecer un convenio entre el Ayuntamiento y los organizadores, de modo que queden establecidas unas pautas económicas a seguir que dejen “las cuentas claras”.

De |2018-12-11T15:04:14+00:0011 diciembre 2018|Ayuntamiento, Ciudad, Denuncias|

Acerca del autor:

Ganemos Salamanca

Deje su comentario